La aspirina se ha asociado durante mucho tiempo con un riesgo reducido de cáncer colorrectal y de otros tipos de cáncer. Aunque la evidencia proviene principalmente de estudios observacionales, también se ha reflejado en ensayos clínicos aleatorizados (ECA) realizados en el contexto de la prevención de eventos vasculares.
Para la realización de la presente revisión se llevó a cabo una búsqueda bibliográfica actualizada para identificar todas las publicaciones originales de estudios observacionales sobre el uso de aspirina y el riesgo de cáncer publicados entre el 1 de enero de 2011 y el 18 de marzo de 2019, e indexado en PubMed/Medline, Embase y la Biblioteca Cochrane. Después de excluir registros duplicados o no elegibles, se identificaron 113 artículos sobre el cáncer colorrectal y otros tipos de cáncer del tracto digestivo que fueron incluidos en el meta-análisis.
Cáncer colorrectal
Fueron incluidos 45 estudios, con un total de 156.019 casos. Se observó una reducción significativa del riesgo de cáncer con el uso regular de aspirina (Riesgo Relativo [RR] = 0,73; IC del 95%: 0,69-0,78; P< 0,001). Los RR fueron similares para el cáncer de colon (RR = 0,77; IC 95% = 0,71-0,84) y de recto (RR = 0,74; IC 95% = 0,66-0,84).
En relación con la dosis de aspirina, los estudios indicaron que existía una relación dosis-dependiente, y del mismo modo, con la duración del tratamiento, siendo el riesgo más bajo a los 10 años del tratamiento.
Cáncer de cabeza y cuello
Diez estudios incluían información sobre el uso de aspirina y el riesgo de cáncer de cabeza y cuello (cáncer oral, faríngeo, nasofaríngeo y laríngeo), incluyendo un total de 10.399 casos. En general, no se observó una asociación significativa entre el uso regular de aspirina y el riesgo de cáncer de cabeza y cuello (RR = 0.94, IC 95% = 0.76-1.16, P <0.001).
Cáncer de células escamosas del esófago
De los 15 estudios que recogían información sobre el riesgo de cáncer de esófago de células escamosas esofágicas, 13 estudios con 6.211 casos mostraron una reducción significativa del riesgo (RR = 0,67; IC del 95%: = 0,57-0,79).

Adenocarcinoma de cardias esofágico y gástrico
De los 12 estudios que proporcionaron información sobre el uso de aspirina y el adenocarcinoma de cardias esofágico y gástrico, 10 estudios que incluían 3.021 casos, contribuyeron a cuantificar el riesgo del uso de aspirina. En general, se halló una relación inversa significativa (RR = 0.61, IC 95% = 0,49-0,77).
Cáncer de estómago
14 estudios de los 16 incluidos mostraron una relación inversa entre el uso de aspirina y el riesgo de cáncer de estómago (seis estudios de cohortes, uno de casos y controles anidados y siete estudios de casos y controles), incluyendo 9.919 casos. El RR global fue 0,64 (IC 95% = 0,51-0,82; P <0.001). Además, 8 estudios mostraron que el riesgo de cáncer de estómago disminuyó linealmente con el aumento de los años de uso continuado de aspirina (RR = 0,81, IC 95% = 0,71-0,92, para 5 años y 0,65; IC 95% = 0,50-0,85, para 10 años de uso.
Cáncer hepato-biliar
Ocho estudios proporcionaron información sobre el uso de aspirina y el riesgo de cáncer hepatobiliar (incluidos el carcinoma hepatocelular y el colangiocarcinoma) de los que cinco contribuyeron a la estimación del uso regular de aspirina. El RR global fue 0,62 (IC 95% = 0,44-0,86; P <0.001).
Cáncer pancreático
Los quince estudios incluidos que estudiaban el riesgo para el cáncer de páncreas incluían un total de 12.193 casos. Los resultados globales mostraron una asociación inversa (RR = 0.78, IC 95% = 0.68-0.89; P <0.001). También se halló una relación lineal dosis-respuesta entre la duración del uso continuado de aspirina y el riesgo de cáncer de páncreas, a partir de siete estudios. Los RR de 5 y 10 años de uso regular de aspirina fueron 0,75 (IC del 95% = 0,59-0,94) y 0,56 (IC del 95% = 0,35-0,89), respectivamente.
Al tratarse de una revisión de estudios observacionales, los datos deberán ser confirmados por ensayos clínicos aleatorizados que no incluyan sesgos para ofrecer un mayor grado de evidencia.

losDoctores